Código Fútbol
No te pierdas:

El problema de la inmigración sigue creciendo en Cataluña

La comunidad autónoma es la región española que recibe más inmigrantes al año

El crecimiento de flujos migratorios es una de las problemáticas sociales más arduas en Europa en este momento. La llegada de refugiados de Oriente Medio a Europa lleva años constituyéndose como una problemática a la que los gobiernos no están sabiendo dar solución. 

En España, el gobierno central – tanto el del Partido Popular en la candidatura anterior, como recientemente el nuevo gobierno de Pedro Sánchez – lleva tiempo recibiendo críticas de la opinión pública y diversas asociaciones y organizaciones sociales por su manera de lidiar con este problema. 

La comunidad autónoma española con mayor cantidad de personas migrantes es Cataluña, como confirman los últimos datos del INE del 2018. 

Gráfico comunidades – migración

.



La Comunidad Autónoma, que históricamente siempre ha sido la comunidad con una mayor recepción de migrantes del estado, ha visto crecer el aumento de personas de otros países en los últimos años.

Gráfico: Evolución de la inmigración en Cataluña años (flourish)

.


.

 

Si bien el conflicto en oriente medio es una de las causas del crecimiento de la inmigración en Cataluña y en el conjunto de España, la comunidad marroquí sigue siendo la más cuantiosa en la comunidad autónoma y en el conjunto estatal debido a su proximidad territorial. Le sigue de cerca la comunidad de Rumanía, que también se explica por razones de proximidad al Estado Español. Aún así, estas dos comunidades representan tipologías de inmigración muy distintas: la inmigración de origen marroquí constituye un tipo de inmigración ‘’de pobreza’’ es decir, las personas vienen a España para escapar de la pobreza y los conflictos políticos y sociales de su país de origen que no les permiten desarrollarse como personas en total plenitud. En cambio, por otra parte, la inmigración rumana no se puede englobar dentro de esta tipología y, como consecuencia, su recepción en el país y su proceso de adaptación es mucho más llevadero que en el caso de aquellos inmigrantes que llegan al país en busca de una vida mejor y nuevas oportunidades.

.


¿Cómo ven la inmigración los españoles?

El aumento de personas inmigrantes en los últimos años en una época de crisis económica ha supuesto un aumento de la xenofobia en la sociedad española que se ha traducido en la obtención de escaños, por primera vez , de un partido de extrema derecha en el Congreso de los Diputados. El crecimiento de Vox en los últimos años, un partido con discursos extremadamente radicales en contra de la inmigración, está creando sensación de inseguridad entre las personas inmigrantes que residen en Cataluña. 

Houria Salmi, una mujer de origen marroquí que llegó a la provincia de Barcelona en 1989, explica que si bien antes nunca había tenido problemas debido a su origen, en los últimos años ha notado un aumento de las muestras de desprecio: “Antes no tenia problemas, pero ahora noto que la gente es más racista. No se si es por la crisis política que estamos pasando, porque antes no se notaba. […] He notado un cambio. En mi escalera son todos muy majos, pero he notado  que, especialmente la gente mayor, se ha vuelto racista, cosa que no entiendo y me disgusta mucho.”

A pesar de esto, una encuesta del INE del 2019 confirma que más de la mitad de la población española es partidaria de abrir vías legales para la inmigración. 

Un 65% de los Españoles es partidario de abrir vías legales para la inmigración (Encuesta principios de 2019 INE

 


Los menores no acompañados

A la mala recepción social de la inmigración en España se le ha sumado otra problemática: la llegada a diario de miles de niños menores no acompañados, comúnmente llamados ‘’menas’’, al país. De nuevo, la comunidad catalana es una de los territorios estatales donde más cantidad de menores no acompañados llegan. 

Desde que empezó este fenómeno, la opinión pública ha tenido opiniones polarizadas. Si bien, el escándalo de varias violaciones y actos violentos supuestamente protagonizados por ‘menas’ han decantado la percepción social hacia la visión de estos jóvenes como una amenaza. 

Gráfico: Opinión menas (tags) / palabras relacionadas – voyant tools

 

Ley 10/2010, de 7 de mayo – Cataluña

La problemática originó que se creara una ley que tiene como objetivo la y regulación del servicio de la primera acogida de dos grupos de personas distintos: los imigrados y los regresados a Cataluña.

Como lo expone en su artículo 1, las finalidades son la de: “promoción de la autonomía e igualdad de oportunidades de los inmigrados y de los regresados a Cataluña, así como la remoción de los obstáculos que lo impiden a causa, principalmente, de la falta de competencias lingüísticas básicas y el desconocimiento de la sociedad y del ordenamiento jurídico, con el objetivo de hacer efectivo el principio de igualdad y lograr una mayor cohesión social”.

La ley creada en el 2010 es un documento que tiene 13,188 palabras y aunque se trabaja en ello, la utopía aún se mantiene.

Gráficos: Contenido de Ley 10/2010, de 7 de mayo  y  palabras relacionadas – voyant tools

 

Más allá de las cifras

Múltiples son las historias de vida que se pueden encontrar en los diversos actores sociales que llegan a España. El sueño de conocer otro mundo, integrarse a una cultura para muchos desconocida, vivir nuevas experiencias y tener un mejor futuro, es la utopía de un conjunto de personas que año tras año cruza fronteras

Para el año 2018, según datos del Instituto Nacional de Estadística (Ministerio de Economía y Empresa),  llegaron a España un total de 334.158 personas procedentes de los cinco continentes.

Venezuela, por su actual crisis política, social y económica, es el país que lidera las estadísticas con más de 67.000 ciudadanos. Hernán Bustillos es uno de ellos. Oriundo de Maracaibo y con 54 años de edad, aporta como grano de arena en una playa infinita de historias propias del ser humano. “Mi padre en Venezuela sufrió de un cáncer de colon, yo estando en Cataluña fue operado pero desafortunadamente murió. Intentamos hacer lo mejor posible buscando recursos desde el exterior. Por mi situación legal no pude viajar en esos momentos, por lo que me sentí como un preso político”, además agregó: “me acuerdo que tuve que acompañar a mi familia vía telefónica, despedirme de mi padre  por videollamada y recibir consuelo por teléfono… Todos los días, cuando me levanto,  derramo lágrimas tanto por mi padre como por mi tierra”.

Colombia con 45.430 junto a Brasil y Argentina, que suman más de 12.000 personas, son los países que le siguen en la lista top de regiones de Sudamérica (172.033) que más aportan ciudadanos a España por temas de migración.

Del mismo modo Centro América y el Caribe, con un total de 56.742 migrantes,  contribuyen al aumento de las cifras en el territorio español. Nicaragua (10.633) es el país que mantiene la vanguardia en la estadística y por ende, narrativas propias de las vivencias particulares se dan a conocer, así como la de Yader Zamora, un joven nacido en Managua que una de las vicisitudes que afrontó en el año 2017 cuando llegó a España: “hubo semanas que comí solo pasta con tomate. No había para nada más. Muchos de los migrantes que hemos llegado a Cataluña venimos con la mentalidad de trabajar en lo que sea. Aunque trabaje 20 horas al día, luchamos para tener un bocado en la boca y un techo donde vivir”.

Algo similar le sucedió a Severino Rodríguez. Un dominicano de 56 años radicado en Barcelona hace ya media década, el cual no escondió su nostalgia al recordar que: “un día en la noche mi hija me pidió algo para comer y yo no tenía nada. A esa hora tuve que llamar a una amiga y le comenté el problema que tenía. La chica tomó un taxi y llegó a casa con un pollo horneado. Ese día estuve impaciente, se me bajó la autoestima, no hallaba qué hacer. Llegue a pensar: ¿si hoy es así, mañana qué será?”. Para el 2018 un total de 6.606 personas provenientes de República Dominicana llegaron a España y, la cifra va en aumento, si la comparamos los 1.269 que llegaron en el 2.013.

Las historias de vida se multiplican por los migrantes que llegan desde cualquier punto cardinal. Para el mismo periodo de tiempo fueron más de 54.000 africanos que se asentaron en España, en su gran mayoría marroquíes (40.633); si hablamos de europeos (22.794) los italianos lideran la lista con más de 12.000; en tanto que de los 27.811 asiáticos, los chinos, pakistaníes e indios son los más representativos. A diferencia del resto de continentes, Oceanía aportó solo 508 migrantes.

 

Por: 

Núria Emilio Estapé

Juan Manuel Tello

 

Comentarios